En Reparaciones
Inicio | Mapa Sitio | Contacto

GAS

ELECTRICIDAD

TECHOS

ALBAÑILERIA

PINTURA

PLOMERIA

PISCINAS

AHORRO / ENERGIA

HERRERIA

CLIMATIZACION

TECNOLOGIA

JARDINERIA

TELEFONOS

DECORACION

D. CONSUMIDORES

MAS DEL HOGAR

NOR. INT. TRABAJO

PROFE.OFRECIDOS

INDUSTRIA

ANUNCIARSE AQUÍ

• REPARACIONES REFACCIONES Y HOGAR




NORMAS INTERNACIONALES DEL TRABAJO

R187 Recomendació n sobre los salarios, las horas de trabajo a bordo y la dotació n de los buques, 1996

Recomendació n relativa a los salarios, las horas de trabajo a bordo y la dotació n de los buques
RECOMENDACION:R187
Lugar:Ginebra
Sesion de la Conferencia:84
Fecha de adopció n=22:10:1996
Sujeto: Gente de mar
Vizualisar el documento en: Estatus: Instrumento actualizado Esta Recomendació n fue adoptada desde 1985 y se considera actualizada

La Conferencia General de la Organizació n Internacional del Trabajo:

Convocada en Ginebra por el Consejo de Administració n de la Oficina Internacional del Trabajo, y congregada en dicha ciudad el 8 de octubre de mil novecientos noventa y seis en su octogésima cuarta reunió n;

Tomando nota de las disposiciones del Convenio sobre la protecció n delsalario, 1949; del Convenio sobre la fijació n de salarios mí nimos, 1970; del Convenio sobre las vacaciones anuales pagadas (gente de mar), 1976; del Convenio sobre la marina mercante (normas mí nimas), 1976; del Convenio sobre la repatriació n de la gente de mar (revisado), 1987; del Convenio sobre la protecció n de los créditos laborales en caso de insolvencia del empleador, 1992, y del Convenio Internacional sobre los Privilegios Marí timos y la Hipoteca Naval, 1993;

Después de haber decidido adoptar diversas proposiciones relativas a la revisió n del Convenio sobre salarios, horas de trabajo a bordo y dotació n (revisado), 1958 y de la Recomendació n sobre salarios, horas de trabajo a bordo y dotació n, 1958, cuestió n que constituye el segundo punto del orden del dí a de la reunió n, y

Después de haber decidido que estas proposiciones revistan la forma de una recomendació n que complemente el Convenio sobre las horas de trabajo a bordo y la dotació n de los buques, 1996,

adopta, con fecha veintidó s de octubre de mil novecientos noventa y seis, la siguiente Recomendació n, que podrá ser citada como la Recomendació n sobre los salarios, las horas de trabajo a bordo y la dotació n de los buques, 1996:

I. CAMPO DE APLICACION Y DEFINICIONES

1. 1) La Recomendació n se aplica a todo buque dedicado a la navegació nmarí tima, de propiedad pú blica o privada, matriculado en el territorio de un Estado Miembro y dedicado normalmente a operaciones marí timas comerciales.

2) En la medida en que lo considere factible, y tras consultar con lasorganizaciones representativas de armadores de barcos de pesca y depescadores, la autoridad competente deberí a aplicar las disposiciones de la presente Recomendació n a la pesca marí tima comercial.

3) En caso de duda respecto de si un buque ha de considerarse o no a efectos de la presente Recomendació n como un buque dedicado a la navegació n marí tima, o como un buque dedicado a operaciones marí timas comerciales o a la pesca marí tima comercial, la cuestió n deberí a ser resuelta por la autoridad competente, previa consulta con las organizaciones interesadas de armadores, de gente de mar y de pescadores.

4) La Recomendació n no se aplicará a los buques de madera de construcció n tradicional, tales como los dhows y los juncos.

2. A efectos de la presente Recomendació n:

a) los términos paga o salario básico designan la remuneració n, cualesquiera que sean los elementos que la componen, recibida a cambio de las horas normales de trabajo; no incluye pagos en concepto de horas extraordinarias, primas, asignaciones, licencias pagadas o cualquier otra remuneració n adicional;

b) la expresió n autoridad competente designa al ministro, departamento gubernamental u otra autoridad facultada para dictar reglamentos, ordenanzas u otras instrucciones de obligado cumplimiento en materia de salarios, horas de trabajo u horas de descanso de la gente de mar, o de dotació n de los buques;

c) la expresió n salario consolidado designa un sueldo o salario que comprende el salario básico y otros complementos salariales; el salario consolidado puede incluir la remuneració n de las horas extraordinariastrabajadas y todos los demás complementos salariales, o bien puede só lo incluir algunos de estos complementos en una consolidació n parcial;

d) la expresió n horas de trabajo designa el tiempo durante el cual un marino está obligado a efectuar un trabajo para el buque;

e) la expresió n horas extraordinarias designa las horas trabajadas en exceso de las horas normales de trabajo;

f) los términos gente de mar o marino designan a toda persona que la legislació n nacional o los convenios colectivos califiquen como tal y que esté empleada o contratada con cualquier cargo a bordo de un buque dedicado a la navegació n marí tima al cual se aplique la presente Recomendació n;

g) el término armador designa al propietario del buque o a cualquier otra organizació n o persona, como puede ser el gestor naval o el fletador a casco desnudo, que asume del armador la responsabilidad por la explotació n del buque y que, al hacerlo, acepta hacerse cargo de todos los deberes y responsabilidades correspondientes.

II. SALARIOS DE LA GENTE DE MAR

3. Para la gente de mar cuya remuneració n incluye la compensació n por separado de las horas extraordinarias trabajadas:

a) a efectos del cálculo del salario, las horas normales de trabajo en el mar y en el puerto no deberí an exceder de ocho horas diarias;

b) a efectos del cálculo de las horas extraordinarias, el nú mero de horas normales de trabajo por semana comprendido en la paga o salario básico deberí a determinarse en la legislació n nacional si no ha sido fijado por convenio colectivo, pero no deberí a exceder de 48 horas por semana; los convenios colectivos pueden prever un trato diferente pero no menos favorable;

c) la tasa o las tasas de remuneració n de las horas extraordinarias, que en todo caso deberí an suponer un incremento de por lo menos el 25 por ciento respecto de la tasa de remuneració n horaria de la paga o salario básico, deberí an fijarse en la legislació n nacional o en los convenios colectivos;

d) el capitán, o la persona que éste designe, deberí a encargarse de llevar registros de todas las horas extraordinarias trabajadas; dichos registros deberí an ser rubricados por los marinos a intervalos regulares;

4. Para la gente de mar cuyo salario está plena o parcialmente consolidado:

a) deberí a especificarse claramente en el convenio colectivo el contrato de enrolamiento, el contrato de trabajo y la carta de contratació n, el monto de la remuneració n pagadera al marino y, cuando así proceda, el nú mero de horas de trabajo que se espera del marino a cambio de dicha remuneració n, así como cualquier prestació n adicional que pudiera deberse además del salario consolidado y las circunstancias en que ésta se debe;

b) cuando se deban pagar horas trabajadas en exceso de las abarcadas por el salario consolidado, la tasa horaria deberí a suponer un incremento de por lo menos el 25 por ciento respecto de la tasa horaria básica correspondiente a las horas normales de trabajo definidas en el párrafo 3; deberí a aplicarse el mismo principio a las horas extraordinarias comprendidas en el salario consolidado;

c) la parte del salario total o parcialmente consolidado que corresponde a la remuneració n de las horas normales de trabajo, tal y como se definen en el apartado a) del párrafo 3, no deberí a ser inferior al salario mí nimo aplicable; y

d) para la gente de mar cuyos salarios estén parcialmente consolidados, se deberí an llevar registros de todas las horas extraordinarias, y éstos ser rubricados segú n se prevé en el apartado d) del párrafo 3.

5. La legislació n nacional o los convenios colectivos pueden disponer que las horas extraordinarias o el trabajo realizado durante el dí a de descanso semanal y durante los dí as festivos oficiales se compensen mediante la concesió n, como mí nimo, de un tiempo equivalente libre de servicio y fuera del buque, o de una licencia adicional en lugar de la remuneració n correspondiente o de cualquier otra compensació n prevista.

6. La legislació n nacional adoptada tras consultar a las organizaciones representativas de la gente de mar y de los armadores o, cuando proceda, los convenios colectivos, deberí an tener en cuenta los siguientes principios:

a) el principio de igual remuneració n por un trabajo de igual valor deberí a aplicarse a toda la gente de mar empleada en el mismo buque, sin discriminació n alguna por razó n de raza, color, sexo, religió n, opinió n polí tica, ascendencia nacional u origen social;

b) el contrato de enrolamiento o acuerdo de otro tipo en el que se especifique el salario o las tasas salariales aplicables deberí a encontrarse a bordo del buque; deberí a facilitarse a cada marino la informació n relativa al importe del salario o a las tasas salariales, proporcionándole, cuando menos, una copia de la informació n pertinente, firmada y en un idioma que entienda, o exhibiendo una copia del acuerdo en un lugar al que tenga acceso la tripulació n, o por otro medio que se considere apropiado;

c) el salario se deberí a pagar en moneda de curso legal; cuando proceda, el pago podrá realizarse por transferencia bancaria, cheque bancario, cheque postal o giro postal;

d) el salario deberí a pagarse mensualmente o a otros intervalos regulares y, a la terminació n del contrato, deberí a procederse sin demora indebida al pago de cualquier cantidad adeudada en concepto de remuneració n;

e) la autoridad competente deberí a imponer sanciones adecuadas o prever otras medidas apropiadas para los casos en que los armadores no paguen toda la remuneració n debida dentro de los plazos que correspondan;

f) el salario deberí a abonarse directamente al marino, o bien en la cuenta bancaria que éste designe, salvo si solicita por escrito que se haga de otro modo;

g) a reserva de lo dispuesto en el apartado h), el armador no deberí a imponer lí mite alguno a la libertad del marino para disponer de su remuneració n;

h) só lo deberí an permitirse deducciones de la remuneració n en caso de que:

i) exista una disposició n expresa al respecto en la legislació n nacional o en un convenio colectivo aplicable;

ii) se haya informado al marino, del modo que la autoridad competente considere más apropiado, acerca de las condiciones que se aplican a dichas deducciones, y

iii) el total de las mismas no rebase el lí mite que para tales deducciones pueda haberse fijado en la legislació n nacional, los convenios colectivos o las decisiones judiciales;

i) no deberí a deducirse de la remuneració n de un marino ninguna cantidad para la obtenció n o la conservació n del empleo;

j) la autoridad competente deberí a estar facultada para inspeccionar los almacenes y servicios disponibles a bordo del buque a fin de garantizar que se aplican precios justos y razonables que redunden en beneficio de la gente de mar interesada, y

k) en la medida en que las reclamaciones de la gente de mar respecto de los salarios y de otras sumas debidas en relació n con su empleo no estén aseguradas de conformidad con las disposiciones del Convenio Internacional sobre los Privilegios Marí timos y la Hipoteca Naval, 1993, dichas reclamaciones deberí an asegurarse con arreglo a las disposiciones del Convenio de la Organizació n Internacional del Trabajo sobre la protecció n de los créditos laborales en caso de insolvencia del empleador, 1992.

7. Todo Estado Miembro deberí a, previa consulta con las organizaciones de armadores y de gente de mar, disponer de procedimientos para investigar las quejas en relació n con cualquiera de los asuntos de que se ocupa la presente Recomendació n.

III. SALARIO MINIMO

8. 1) Sin perjuicio del principio de la libre negociació n colectiva, todo Estado Miembro deberí a, previa consulta con las organizaciones representativas de los armadores y de la gente de mar, establecer procedimientos para fijar el salario mí nimo de la gente de mar. Las organizaciones representativas de armadores y de gente de mar deberí an participar en la aplicació n de esos procedimientos.

2) Al instaurar dichos procedimientos y al fijar el salario mí nimo, deberí an tenerse debidamente en cuenta las normas internacionales del trabajo en materia de fijació n de los salarios mí nimos, así como los principios siguientes:

a) el nivel del salario mí nimo deberí a tener en cuenta las caracterí sticas propias del empleo marí timo, los niveles de dotació n de los buques y las horas normales de trabajo de la gente de mar, y

b) el nivel del salario mí nimo deberí a adaptarse a las variaciones del costo de la vida y de las necesidades de la gente de mar.

3) La autoridad competente deberí a garantizar:

a) mediante un sistema de supervisió n y de sanciones, que la remuneració n pagada no es inferior a la tasa o tasas establecidas, y

b) a todo marino que haya sido remunerado a una tasa inferior al salario mí nimo la posibilidad de recuperar, ya sea a través de un procedimiento judicial poco oneroso y expeditivo, ya sea por otro procedimiento, la cantidad que se le adeude.

>IV. SALARIO BASICO O REMUNERACION MINIMA MENSUAL PARA LOS MARINEROS PREFERENTES

9. A efectos de esta parte del instrumento, la expresió n "marinero preferente" designa a todo marino que posea la competencia profesional necesaria para desempeñar cualquier trabajo cuya ejecució n pueda ser exigida a un miembro del personal subalterno destinado al servicio de cubierta, que no sea especialista ni desempeñe funciones de mando, o a todo marinero calificado como preferente por la legislació n o la práctica nacional o por los convenios colectivos.

10. La paga o salario básico correspondiente a un mes civil de servicio para un marinero preferente no deberí a ser inferior al importe que determine perió dicamente la Comisió n Paritaria Marí tima u otro ó rgano autorizado por el Consejo de Administració n de la Oficina Internacional del Trabajo. Una vez que el Consejo de Administració n haya adoptado una decisió n, el Director General de la OIT notificará toda revisió n de dicho importe a los Miembros de la Organizació n Internacional del Trabajo. El importe determinado por la Comisió n Paritaria Marí tima el 1.o de enero de 1995 es de 385 dó lares de los Estados Unidos.

11. Ninguna de las disposiciones recogidas en esta parte de la Recomendació n deberí a interpretarse en perjuicio de los acuerdos suscritos entre los armadores o sus organizaciones y las organizaciones de gente de mar en lo que atañe a la reglamentació n relativa a las condiciones mí nimas de empleo, siempre que la autoridad competente reconozca dichas condiciones.

V. EFECTOS SOBRE RECOMENDACIONES ANTERIORES

12. La presente Recomendació n sustituye a la Recomendació n sobre salarios, horas de trabajo a bordo y dotació n, 1958.

Cross references

CONVENIOS:C095 Convenio sobre la protecció n del salario, 1949

CONVENIOS:C131 Convenio sobre la fijació n de salarios mí nimos, 1970

CONVENIOS:C146 Convenio sobre las vacaciones anuales pagadas (gente de mar), 1976

CONVENIOS:C147 Convenio sobre la marina mercante (normas mí nimas), 1976

CONVENIOS:C166 Convenio sobre la repatriació n de la gente de mar (revisado), 1987

CONVENIOS:C173 Convenio sobre la protecció n de los créditos laborales en caso de insolvencia del empleador, 1992

CONVENIOS:C109 Convenio sobre salarios, horas de trabajo a bordo y dotació n (revisado), 1958

CONVENIOS:C180 Convenio sobre las horas de trabajo a bordo y la dotació n de los buques, 1996
RECOMENDACIONES:R109 Recomendació n sobre salarios, horas de trabajo a bordo y dotació n, 1958


Fuente: Organización Internacional del Trabajo








Te Ayudamos Ayudanos





top auto

<<< ANTERIOR



Todo sobre las instalaciones de gas en el hogar, las instalaciones de agua de electricidad la plomeria, los plomeros los herreros los electricistas y los gasistas, tambien los diferentes tipos de pisos y de techos, mas los electrodomesticos y mucho mas esta en Enreparaciones el sitio de las refacciones del hogar

 
 
 
Inicio | Mapa Sitio | Contacto
Términos y condiciones - Acerca de EnReparaciones.com.ar
Sitios recomendados - Otros links - Para reflexionar

Copyright © 2006 Enreparaciones ® Todos los derechos reservados
Ambientacion