En Reparaciones
Inicio | Mapa Sitio | Contacto

GAS

ELECTRICIDAD

TECHOS

ALBAÑILERIA

PINTURA

PLOMERIA

PISCINAS

AHORRO / ENERGIA

HERRERIA

CLIMATIZACION

TECNOLOGIA

JARDINERIA

TELEFONOS

DECORACION

D. CONSUMIDORES

MAS DEL HOGAR

NOR. INT. TRABAJO

PROFE.OFRECIDOS

INDUSTRIA

ANUNCIARSE AQUÍ

• REPARACIONES REFACCIONES Y HOGAR




NORMAS INTERNACIONALES DEL TRABAJO

C157 Convenio sobre la conservació n de los derechos en materia de seguridadsocial, 1982

Convenio sobre el establecimiento de un sistema internacional para laconservació n de los derechos en materia de seguridad social (Nota: Fecha de entrada en vigor: 11:09:1986 .)

Lugar:Ginebra
Fecha de adopció n:21:06:1982
Sesion de la Conferencia:68
Sujeto: Seguridad social

Estatus: Instrumento actualizado que ha sido objeto de una solicitud deinformació n

La Conferencia General de la Organizació n Internacional del Trabajo:

Convocada en Ginebra por el Consejo de Administració n de la Oficina Internacional del Trabajo, y congregada en dicha ciudad el 2 junio 1982 en su sexagésima octava reunió n;

Recordando las disposiciones del Convenio sobre la igualdad de trato (seguridad social), 1962, que tratan, ademá s de la igualdad de trato, de la conservació n de los derechos en curso de adquisició n y de los derechos adquiridos;

Considerando, ademá s, que es necesario precisar la aplicació n de los principios de la conservació n de los derechos en curso de adquisició n y de los derechos adquiridos para el conjunto de las ramas de seguridad social comprendidas en el Convenio sobre la seguridad social (norma mí nima), 1952;

Después de haber decidido adoptar diversas proposiciones relativas a la conservació n de los derechos de los trabajadores migrantes en materia de seguridad social (revisió n del Convenio nú m. 48), cuestió n que constituye el cuarto punto del orden del dí a de la reunió n, y

Después de haber decidido que dichas proposiciones revistan la forma de un convenio internacional,

adopta, con fecha 21 de junio de mil novecientos ochenta y dos, el presente Convenio, que podrá ser citado como el Convenio sobre la conservació n de los derechos en materia de seguridad social, 1982:

Parte I. Disposiciones Generales

Artí culo 1

A los efectos del presente Convenio:

a) el término Miembro designa todo Miembro de la Organizació n Internacional del Trabajo obligado por el Convenio;

b) el término legislació n comprende las leyes y reglamentos, así como las disposiciones estatutarias en materia de seguridad social;

c) la expresió n Miembro competente designa el Miembro en virtud de cuya legislació n la persona interesada puede hacer valer un derecho a prestació n;

d) el término institució n designa el organismo o la autoridad directamente responsable de aplicar toda o parte de la legislació n de un Miembro;

e) el término refugiado tiene el significado que le atribuyen el artí culo primero de la Convenció n de 28 de julio de 1951 sobre el estatuto de los refugiados y el pá rrafo 2 del artí culo primero del Protocolo sobre el estatuto de los refugiados de 31 de enero de 1967;

f) el término apá trida tiene el significado que le atribuye el artí culo primero de la Convenció n de 28 de septiembre de 1954 sobre el estatuto de los apá tridas;

g) la expresió n miembros de la familia designa las personas definidas o reconocidas como tales o como miembros del hogar por la legislació n en virtud de la cual se conceden o hacen efectivas las prestaciones, segú n el caso, o las personas que determinen los Miembros interesados de comú n acuerdo; no obstante, cuando la legislació n pertinente defina o reconozca como miembros de la familia o miembros del hogar ú nicamente a las personas que vivan bajo el mismo techo que el interesado, se reputará cumplido este requisito cuando las personas de que se trate estén principalmente a cargo del interesado;

h) el término supervivientes designa las personas definidas o reconocidas como supervivientes por la legislació n en virtud de la cual se conceden las prestaciones; no obstante, cuando la legislació n defina o reconozca como sobrevivientes ú nicamente a las personas que hubieren vivido bajo el mismo techo que el difunto, se reputará cumplido este requisito cuando dichas personas hubieren estado principalmente a cargo del difunto;

i) el término residencia designa la residencia habitual;

j) el término residencia temporal designa una permanencia temporal;

k) la expresió n perí odos de seguro designa los perí odos de cotizació n, de empleo, de actividad profesional o de residencia, segú n se definan o reconozcan como perí odos de seguro por la legislació n bajo la cual hayan sido cumplidos, así como todos los perí odos asimilados, en la medida en que sean reconocidos por dicha legislació n como equivalentes a perí odos de seguro;

l) las expresiones perí odos de empleo y perí odos de actividad profesional designan los perí odos definidos o reconocidos como tales por la legislació n bajo la cual se hayan cumplido, así como todos los perí odos asimilados, reconocidos por dicha legislació n como equivalentes respectivamente a perí odos de empleo o a perí odos de actividad profesional;

m) la expresió n perí odos de residencia designa los perí odos definidos o reconocidos como tales por la legislació n bajo la cual se hayan cumplido;

n) la expresió n de cará cter no contributivo se aplica a las prestaciones cuya concesió n no depende ni de una participació n financiera directa de las personas protegidas o de su empleador, ni del cumplimiento de un perí odo de actividad profesional, así como a los regí menes que conceden exclusivamente tales prestaciones;

o) la expresió n prestaciones concedidas en virtud de regí menes transitorios designa sea las prestaciones concedidas a las personas que han sobrepasado cierta edad en el momento de la entrada en vigor de la legislació n aplicable, sea las prestaciones de cará cter transitorio concedidas en consideració n de acontecimientos acaecidos o perí odos cumplidos fuera de los lí mites actuales del territorio de un Miembro.

Artí culo 2

1. A reserva de las disposiciones del pá rrafo 1 y del apartado a) del pá rrafo 3 del artí culo 4, el presente Convenio se aplicará , entre las siguientes ramas de la seguridad social, a aquellas ramas respecto de las cuales esté en vigor una legislació n del Miembro:

a) asistencia médica;

b) prestaciones econó micas de enfermedad;

c) prestaciones de maternidad;

d) prestaciones de invalidez;

e) prestaciones de vejez;

f) prestaciones de supervivencia;

g) prestaciones en caso de accidentes del trabajo y de enfermedades profesionales;

h) prestaciones de desempleo;

i) prestaciones familiares.

2. El presente Convenio se aplicará a las prestaciones de readaptació n previstas por una legislació n relativa a una o varias de las ramas mencionadas en el pá rrafo 1 de este artí culo.

3. El presente Convenio se aplicará , respecto de toda rama mencionada en el pá rrafo 1 de este artí culo, a los regí menes generales y a los regí menes especiales de seguridad social, de cará cter contributivo o no contributivo, así como a los regí menes legales relativos a las obligaciones del empleador, establecidas por ley, respecto de esas ramas.

4. El presente Convenio no se aplicará a los regí menes especiales de los funcionarios, ni a los regí menes especiales de las ví ctimas de guerra, ni a la asistencia pú blica médico-social.

Artí culo 3

1. A reserva de las disposiciones del pá rrafo 1 y del apartado b) del pá rrafo 3 del artí culo 4 y del pá rrafo 1 del artí culo 9, el presente Convenio se aplicará a las personas que estén o hayan estado sujetas a la legislació n de uno o varios de los Miembros, así como a los miembros de su familia y a sus supervivientes, en todos los casos en que el sistema internacional de conservació n de derechos establecido por este Convenio imponga tomar en consideració n la legislació n de un Miembro que no sea aquel en cuyo territorio residan habitual o temporalmente.

2. El presente Convenio no obligará a ningú n Miembro a aplicar sus disposiciones a las personas a las que, en virtud de instrumentos internacionales, no se apliquen las disposiciones de su legislació n.

Artí culo 4

1. Los Miembros podrá n satisfacer sus obligaciones dimanantes de las disposiciones de las partes II a VI del presente Convenio por medio de instrumentos bilaterales o multilaterales que garanticen el cumplimiento de estas obligaciones, en las condiciones que establezcan de comú n acuerdo los Miembros interesados.

2. No obstante las disposiciones del pá rrafo 1 de este artí culo, será n directamente aplicables por todo Miembro para el cual entre en vigor este Convenio las disposiciones del pá rrafo 4 del artí culo 7, de los pá rrafos 2 y 3 del artí culo 8, de los pá rrafos 1 y 4 del artí culo 9, del artí culo 11, del artí culo 12, del artí culo 14, y del pá rrafo 3 del artí culo 18 del presente Convenio.

3. Los instrumentos a que se refiere el pá rrafo 1 del presente artí culo determinará n especialmente:

a) las ramas de seguridad social a las cuales será n aplicables, habida cuenta de la condició n de reciprocidad a que se refieren los artí culos 6 y 10 del presente Convenio; estas ramas deberá n comprender por lo menos las prestaciones de invalidez, de vejez y de supervivencia, las pensiones en caso de accidentes del trabajo y de enfermedades profesionales, incluyendo las asignaciones por fallecimiento, así como, a reserva de las disposiciones del pá rrafo 1 del artí culo 10, la asistencia médica, las prestaciones econó micas de enfermedad, las prestaciones de maternidad y las prestaciones en caso de accidentes del trabajo y de enfermedades profesionales, distintas de las pensiones y las asignaciones por fallecimiento, para los Miembros que tengan una legislació n en vigor respecto de dichas ramas;

b) las categorí as de personas protegidas por los instrumentos; estas categorí as deberá n comprender por lo menos a los trabajadores asalariados, incluidos, dado el caso, los trabajadores fronterizos y de temporada, así como los miembros de su familia y sus supervivientes, que sean nacionales de uno de los Miembros interesados o bien refugiados o apá tridas que residan en el territorio de uno de estos Miembros;

c) las modalidades de reembolso de las prestaciones otorgadas y de los demá s gastos sufragados por la institució n de un Miembro por cuenta de la institució n de otro Miembro, salvo cuando se haya acordado renunciar al reembolso;

d) las reglas destinadas a evitar la acumulació n indebida de cotizaciones u otras formas de contribució n o de prestaciones.

Parte II. Legislació n Aplicable

Artí culo 5

1. Con respecto a las personas amparadas por este Convenio, la legislació n aplicable se determinará de comú n acuerdo entre los Miembros interesados, a los efectos de evitar los conflictos de leyes y las consecuencias indeseables que pudieran resultar para las partes interesadas sea por falta de protecció n, sea a consecuencia de una acumulació n indebida de cotizaciones u otras formas de contribució n o de prestaciones, de conformidad con las siguientes reglas:

a) los trabajadores asalariados que ocupen habitualmente un empleo en el territorio de un Miembro quedará n sujetos a la legislació n de este Miembro, incluso si residiesen en el territorio de otro Miembro o si la empresa o el empleador que los empleare tuviese su sede o su domicilio en el territorio de otro Miembro;

b) los trabajadores independientes que ejerzan habitualmente una actividad profesional en el territorio de un Miembro quedará n sujetos a la legislació n de este Miembro, incluso si residiesen en el territorio de otro Miembro;

c) los trabajadores asalariados y los trabajadores independientes empleados o que ejerzan su actividad a bordo de un buque con bandera de un Miembro quedará n sujetos a la legislació n de este Miembro, aun cuando residiesen en el territorio de otro Miembro o cuando la empresa o empleador que los empleare tuviese su sede o su domicilio en el territorio de otro Miembro;

d) las personas que no pertenezcan a la població n econó micamente activa quedará n sujetas a la legislació n del Miembro en el territorio del cual residan, siempre que no estén ya protegidas en virtud de los apartados a) a c) de este pá rrafo.

2. No obstante las disposiciones de los apartados a) a c) del pá rrafo 1 de este artí culo, los Miembros interesados podrá n convenir que ciertas categorí as de personas, especialmente los trabajadores independientes, queden sujetas a la legislació n del Miembro en cuyo territorio residan.

3. Los Miembros interesados determinará n de comú n acuerdo otras excepciones a las reglas enunciadas en el pá rrafo 1 de este artí culo, cuando consideren necesarias tales excepciones en favor de las personas interesadas.

Parte III. Conservació n de los Derechos en Curso de Adquisició n

Artí culo 6

A reserva de las disposiciones del apartado a) del pá rrafo 3 del artí culo 4 del presente Convenio, todo Miembro deberá esforzarse en participar con cada uno de los demá s Miembros interesados en un sistema de conservació n de los derechos en curso de adquisició n respecto de toda rama de seguridad social mencionada en el pá rrafo 1 del artí culo 2 del presente Convenio para la cual esté en vigor una legislació n de cada uno de estos Miembros, en favor de las personas que hayan estado sujetas sucesiva o alternativamente a las legislaciones de dichos Miembros.

Artí culo 7

1. El sistema de conservació n de los derechos en curso de adquisició n mencionado en el artí culo 6 del presente Convenio deberá prever la totalizació n, en la medida necesaria, de los perí odos de seguro, de empleo, de actividad profesional o de residencia, segú n los casos, cumplidos bajo las legislaciones de los Miembros interesados, a los fines:

a) de la admisió n al seguro voluntario o de la continuació n facultativa del seguro, en los casos apropiados;

b) de la adquisició n, conservació n o recuperació n de los derechos y, dado el caso, del cá lculo de las prestaciones.

2. Los perí odos cumplidos simultá neamente bajo las legislaciones de dos o má s Miembros só lo deberá n tomarse en cuenta una vez.

3. Los Miembros interesados determinará n de comú n acuerdo, en caso necesario, las modalidades particulares para la totalizació n de los perí odos de diferente naturaleza y de los perí odos que permitan causar derecho a las prestaciones de los regí menes especiales.

4. Si una persona ha cumplido perí odos bajo las legislaciones de tres o má s Miembros que estén obligados por diferentes instrumentos bilaterales o multilaterales, esos perí odos deberá n ser totalizados, en la medida necesaria, de conformidad con las disposiciones de estos instrumentos, por todo Miembro simultá neamente obligado por dos o má s de los instrumentos pertinentes, a los fines de la adquisició n, conservació n o recuperació n del derecho a las prestaciones.

Artí culo 8

1. El sistema de conservació n de los derechos en curso de adquisició n a que se refiere el artí culo 6 del presente Convenio deberá también determinar fó rmulas para el otorgamiento:

a) de las prestaciones de invalidez, de vejez y de supervivencia;

b) de las rentas en caso de enfermedades profesionales, así como la distribució n eventual de los gastos correspondientes.

2. En el caso mencionado en el pá rrafo 4 del artí culo 7 del presente Convenio, todo Miembro simultá neamente obligado por dos o má s de los instrumentos pertinentes aplicará las disposiciones de estos instrumentos a los fines del cá lculo de las prestaciones a que se tenga derecho en virtud de su legislació n, teniendo en cuenta la totalizació n de los perí odos efectuada al amparo de las legislaciones de los Miembros mencionados.

3. Si, en aplicació n de las disposiciones del pá rrafo 2 de este artí culo, un Miembro debiera conceder prestaciones de la misma naturaleza a una misma persona en virtud de dos o má s instrumentos bilaterales o multilaterales, este Miembro estará obligado a hacer efectiva só lo la prestació n má s favorable al interesado, segú n haya sido determinada al efectuar la concesió n inicial de estas prestaciones.

4. No obstante las disposiciones del pá rrafo 2 de este artí culo, los Miembros interesados podrá n, siempre que sea necesario, establecer de comú n acuerdo disposiciones complementarias para el cá lculo de las prestaciones mencionadas en este pá rrafo.

Parte IV. Conservació n de los Derechos Adquiridos y Provisió n de las Prestaciones en el Extranjero

Artí culo 9

1. Todo Miembro deberá garantizar el pago de las prestaciones econó micas de invalidez, vejez y supervivencia, de las pensiones en caso de accidentes del trabajo y enfermedades profesionales y de las asignaciones por fallecimiento, a las cuales se haya adquirido derecho en virtud de su legislació n, a los beneficiarios que sean nacionales de un Miembro, o refugiados o apá tridas, sin distinciones basadas en el lugar de su residencia, a reserva de las medidas a tomar con este fin, siempre que sea necesario, de comú n acuerdo entre los Miembros u otros Estados interesados.

2. No obstante las disposiciones del pá rrafo 1 de este artí culo, los Miembros interesados que participen en el sistema de conservació n de los derechos en curso de adquisició n mencionado en el artí culo 6 del presente Convenio podrá n acordar que se garantice la provisió n de las prestaciones mencionadas en dicho pá rrafo a los beneficiarios que residan en el territorio de un Miembro que no sea el Miembro competente, en el marco de los instrumentos bilaterales o multilaterales previstos en el pá rrafo 1 del artí culo 4 del presente Convenio.

3. Ademá s, en lo que concierne a prestaciones de cará cter no contributivo, los Miembros interesados determinará n de comú n acuerdo las condiciones segú n las cuales la provisió n de las prestaciones será garantizada a los beneficiarios que residan en el territorio de un Miembro que no sea el Miembro competente, no obstante las disposiciones del pá rrafo 1 de este artí culo.

4. Las disposiciones de los pá rrafos anteriores de este artí culo podrá n no aplicarse:

a) a las prestaciones especiales de cará cter no contributivo concedidas a tí tulo de socorro o para auxiliar a personas en situació n de necesidad;

b) a las prestaciones concedidas en virtud de regí menes transitorios.

Artí culo 10

1. Ademá s, los Miembros interesados deberá n esforzarse en participar en un sistema de conservació n de los derechos adquiridos en virtud de su legislació n, habida cuenta de las disposiciones de la parte III del presente Convenio, respecto de todas las ramas de seguridad social relativas a la asistencia médica, prestaciones econó micas de enfermedad, prestaciones de maternidad y prestaciones en caso de accidentes del trabajo y de enfermedades profesionales, excluidas las pensiones y asignaciones por fallecimiento, respecto de las cuales cada uno de estos Miembros posea una legislació n en vigor. Este sistema deberá garantizar dichas prestaciones a las personas con residencia habitual o temporal en el territorio de uno de esos Miembros que no sea el Miembro competente, en las condiciones y dentro de los lí mites que se determinen de comú n acuerdo entre los Miembros interesados.

2. En el caso de no estar prevista por la legislació n en vigor, la reciprocidad exigida en el pá rrafo 1 de este artí culo podrá resultar de las medidas adoptadas por un Miembro con el fin de garantizar las prestaciones correspondientes a las prestaciones previstas por la legislació n de otro Miembro, a reserva del acuerdo de ese Miembro.

3. Los Miembros interesados deberá n esforzarse en participar en un sistema de conservació n de los derechos adquiridos en virtud de su legislació n, habida cuenta de las disposiciones de la parte III del presente Convenio, respecto de todas las ramas de seguridad social relativas a las prestaciones de desempleo, prestaciones familiares y, no obstante las disposiciones del pá rrafo 1 del artí culo 9 del presente Convenio y del pá rrafo 1 de este artí culo, prestaciones de readaptació n, respecto de las cuales cada uno de estos Miembros posea una legislació n en vigor. Este sistema deberá garantizar dichas prestaciones a las personas con residencia en el territorio de uno de esos Miembros que no sea el Miembro competente, en las condiciones y dentro de los lí mites que se determinen de comú n acuerdo entre los Miembros interesados.

Artí culo 11

Las reglas de revalorizació n de las prestaciones previstas por la legislació n de un Miembro será n aplicables a las prestaciones debidas en virtud de dicha legislació n de conformidad con las disposiciones del presente Convenio.

Parte V. Colaboració n Administrativa y Ayuda a las Personas Amparadas por el Presente Convenio

Artí culo 12

1. Las autoridades e instituciones de los Miembros se prestará n asistencia mutua a fin de facilitar la aplicació n de las disposiciones del presente Convenio y de sus respectivas legislaciones.

2. La ayuda administrativa que se presten entre sí las autoridades e instituciones será , en principio, gratuita. No obstante, los Miembros podrá n convenir el reembolso de ciertos gastos.

3. Las autoridades, instituciones y jurisdicciones de un Miembro no podrá n rechazar las solicitudes o demá s documentos que les fuesen dirigidos, por el hecho de que estén redactados en un idioma oficial de otro Miembro.

Artí culo 13

1. Si el solicitante residiese en el territorio de un Miembro distinto del Miembro competente, podrá presentar vá lidamente su solicitud a la institució n del lugar de su residencia, la cual la remitirá a la institució n o las instituciones mencionadas en la solicitud.

2. Las solicitudes, declaraciones o recursos que hubieran debido presentarse, de conformidad con la legislació n de un Miembro, dentro de un plazo determinado ante una autoridad, institució n o jurisdicció n de este Miembro será n admisibles siempre que sean presentados dentro del mismo plazo ante una autoridad, institució n o jurisdicció n de otro Miembro en cuyo territorio resida el solicitante. En este caso, la autoridad, institució n o jurisdicció n notificada en esta forma transmitirá sin dilació n estas solicitudes, declaraciones o recursos a la autoridad, institució n o jurisdicció n competente del primer Miembro. La fecha en que estas solicitudes, declaraciones o recursos hayan sido presentados ante una autoridad, institució n o jurisdicció n del segundo Miembro será considerada como la fecha de presentació n ante la autoridad, institució n o jurisdicció n competente para su conocimiento.

3. Las prestaciones debidas por un Miembro a un beneficiario con residencia habitual o temporal en el territorio de otro Miembro podrá n hacerse efectivas sea directamente por la institució n deudora, sea por conducto de una institució n designada por este Miembro, en el lugar de residencia habitual o temporal del beneficiario, a reserva del consentimiento de los Miembros interesados.

Artí culo 14

Todo Miembro deberá favorecer el desarrollo de servicios sociales para asistir a las personas amparadas por el presente Convenio, especialmente los trabajadores migrantes, en sus relaciones con sus autoridades, instituciones y jurisdicciones, particularmente para facilitar su admisió n al disfrute de las prestaciones y al ejercicio eventual de sus derechos de recurso, así como para fomentar su bienestar personal y familiar.

Parte VI. Disposiciones Varias

Artí culo 15

Excepto en lo que se refiere a las prestaciones de invalidez, de vejez, de supervivencia y en caso de enfermedades profesionales cuya carga financiera se distribuya entre dos o má s Miembros, el Convenio no podrá conferir ni mantener el derecho a disfrutar de diversas prestaciones de una misma naturaleza referentes a un mismo perí odo de seguro obligatorio, de empleo, de actividad profesional o de residencia.

Artí culo 16

1. Las prestaciones y demá s gastos sufragados por la institució n de un Miembro por cuenta de la institució n de otro Miembro dará n lugar, salvo renuncia, a reembolso, de conformidad con las modalidades que determinen de comú n acuerdo estos Miembros.

2. Las transferencias de fondos que resultaren de la aplicació n del Convenio se efectuará n, en caso necesario, de conformidad con los acuerdos en vigor en la materia entre los Miembros interesados en el momento de la transferencia. A falta de tales acuerdos, deberá n tomarse las medidas necesarias de comú n acuerdo entre ellos.

Artí culo 17

1. Los Miembros podrá n excluir disposiciones del Convenio mediante acuerdos especiales, en el marco de instrumentos bilaterales o multilaterales entre dos o má s Miembros, a condició n de que tales acuerdos no afecten a los derechos y obligaciones de otros Miembros y determinen la conservació n de los derechos con arreglo a disposiciones que, en su conjunto, sean por lo menos tan favorables como las del presente Convenio.

2. Se considera que un Miembro ha cumplido con las disposiciones del pá rrafo 1 del artí culo 9 y del artí culo 11 del presente Convenio:

a) cuando garantice, en la fecha de su ratificació n, el pago de las prestaciones mencionadas segú n un monto apreciable, prescrito en virtud de su legislació n, a todos los beneficiarios, sin consideració n a su nacionalidad, y cualquiera que fuera a su lugar de residencia; y

b) cuando dé efecto a dichas disposiciones del pá rrafo 1 del artí culo 9 y del artí culo 11 en el marco de los instrumentos bilaterales o multilaterales mencionados en el pá rrafo 1 del artí culo 4 del presente Convenio.

3. Todo Miembro que se acoja a las disposiciones del pá rrafo 2 de este artí culo, en la memoria sobre la aplicació n del Convenio que habrá de presentar en virtud del artí culo 22 de la Constitució n de la Organizació n Internacional del Trabajo deberá exponer:

a) que subsisten las razones por las cuales se acogió a dichas disposiciones; o

b) que renuncia, a partir de una fecha determinada, a acogerse a las disposiciones de dicho pá rrafo.

Parte VII. Disposiciones Transitorias y Finales

Artí culo 18

1. El presente Convenio no causará derecho alguno a prestaciones respecto a perí odos anteriores a su entrada en vigor para los Miembros interesados.

2. Al aplicar las disposiciones del presente Convenio, todo perí odo de seguro, de empleo, de actividad profesional o de residencia cumplido al amparo de la legislació n de un Miembro, con anterioridad a la entrada en vigor del sistema de conservació n de los derechos en curso de adquisició n a que se refiere el artí culo 6 del presente Convenio para los Miembros interesados, deberá tomarse en consideració n para determinar si, de conformidad con este sistema, podrí a originar derechos a partir de su entrada en vigor, a reserva de disposiciones especiales que convengan, en caso necesario, los Miembros interesados.

3. Toda prestació n mencionada en el pá rrafo 1 del artí culo 9 del presente Convenio que no haya sido concedida o haya quedado suspendida por razó n de la residencia del interesado en el territorio de un Estado distinto del Miembro competente se hará efectiva o se restablecerá a solicitud del interesado, a contar de la fecha de la entrada en vigor del presente Convenio para este ú ltimo Miembro, o de la fecha de la entrada en vigor para el Miembro del que el interesado es nacional, tomá ndose en consideració n la má s reciente de estas fechas, a menos que el interesado hubiera obtenido con anterioridad una liquidació n en forma de capital en lugar de dicha prestació n. Las disposiciones de la legislació n del Miembro competente relativas a la prescripció n o extinció n de los derechos no será n aplicables al interesado cuando éste presente su solicitud dentro de un plazo de dos años a partir de dicha fecha o, dado el caso, a partir de la fecha de efectividad de las medidas previstas en el pá rrafo 1 del artí culo 9.

4. Los Miembros interesados determinará n de comú n acuerdo la medida en que el sistema de conservació n de los derechos en curso de adquisició n mencionado en el artí culo 6 del presente Convenio se aplica a una contingencia sobrevenida con anterioridad a la entrada en vigor de este sistema para estos Miembros.

Artí culo 19

1. La denuncia del presente Convenio por un Miembro no afectará a las obligaciones de dicho Miembro con respecto a contingencias sobrevenidas con anterioridad a la fecha en que ésta haya surtido efecto.

2. Los derechos en curso de adquisició n conservados en aplicació n del Convenio no se extinguirá n por razó n de su denuncia por un Miembro; su conservació n ulterior respecto al perí odo posterior a la fecha en que esta denuncia haya surtido efecto se determinará mediante instrumentos bilaterales o multilaterales de seguridad social concluidos por este Miembro o, a falta de tales instrumentos, ú nicamente mediante la legislació n de dicho Miembro.

Artí culo 20

1. El presente Convenio revisa, en las condiciones previstas en los pá rrafos siguientes de este artí culo, el Convenio sobre la conservació n de los derechos de pensió n de los migrantes, 1935.

2. La entrada en vigor del presente Convenio para todo Miembro obligado por las disposiciones del Convenio sobre la conservació n de los derechos de pensió n de los migrantes, 1935, no implicará de pleno derecho la denuncia inmediata de este ú ltimo Convenio.

3. No obstante, el Convenio sobre la conservació n de los derechos de pensió n de los migrantes, 1935, cesará de aplicarse en las relaciones entre todos los Miembros obligados por él, a medida que entren en vigor en sus relaciones los sistemas de conservació n de los derechos en curso de adquisició n a que se refiere el artí culo 6 del presente Convenio.

Artí culo 21

Las ratificaciones formales del presente Convenio será n comunicadas, para su registro, al Director General de la Oficina Internacional del Trabajo.

Artí culo 22

1. Este Convenio obligará ú nicamente a aquellos Miembros de la Organizació n Internacional del Trabajo cuyas ratificaciones haya registrado el Director General.

2. Entrará en vigor doce meses después de la fecha en que las ratificaciones de dos Miembros hayan sido registradas por el Director General.

3. Desde dicho momento, este Convenio entrará en vigor, para cada Miembro, doce meses después de la fecha en que haya sido registrada su ratificació n.

Artí culo 23

1. Todo Miembro que haya ratificado este Convenio podrá denunciarlo a la expiració n de un perí odo de diez años, a partir de la fecha en que se haya puesto inicialmente en vigor, mediante un acta comunicada, para su registro, al Director General de la Oficina Internacional del Trabajo. La denuncia no surtirá efecto hasta un año después de la fecha en que se haya registrado.

2. Todo Miembro que haya ratificado este Convenio y que, en el plazo de un año después de la expiració n del perí odo de diez años mencionado en el pá rrafo precedente, no haga uso del derecho de denuncia previsto en este artí culo quedará obligado durante un nuevo perí odo de diez años, y en lo sucesivo podrá denunciar este Convenio a la expiració n de cada perí odo de diez años, en las condiciones previstas en este artí culo.

Artí culo 24

1. El Director General de la Oficina Internacional del Trabajo notificará a todos los Miembros de la Organizació n Internacional del Trabajo el registro de cuantas ratificaciones, declaraciones y denuncias le comuniquen los Miembros de la Organizació n.

2. Al notificar a los Miembros de la Organizació n el registro de la segunda ratificació n que le haya sido comunicada, el Director General llamará la atenció n de los Miembros de la Organizació n sobre la fecha en que entrará en vigor el presente Convenio.

Artí culo 25

El Director General de la Oficina Internacional del Trabajo comunicará al Secretario General de las Naciones Unidas, a los efectos del registro y de conformidad con el artí culo 102 de la Carta de las Naciones Unidas, una informació n completa sobre todas las ratificaciones, declaraciones y actas de denuncia que haya registrado de acuerdo con los artí culos precedentes.

Artí culo 26

Cada vez que lo estime necesario, el Consejo de Administració n de la Oficina Internacional del Trabajo presentará a la Conferencia una memoria sobre la aplicació n del Convenio, y considerará la conveniencia de incluir en el orden del dí a de la Conferencia la cuestió n de su revisió n total o parcial.

Artí culo 27

1. En caso de que la Conferencia adopte un nuevo convenio que implique una revisió n total o parcial del presente, y a menos que el nuevo convenio contenga disposiciones en contrario:

a) la ratificació n, por un Miembro, del nuevo convenio revisor implicará , ipso jure, la denuncia inmediata de este Convenio, no obstante las disposiciones contenidas en el artí culo 23, siempre que el nuevo convenio revisor haya entrado en vigor;

b) a partir de la fecha en que entre en vigor el nuevo convenio revisor, el presente Convenio cesará de estar abierto a la ratificació n por los Miembros.

2. Este Convenio continuará en vigor en todo caso, en su forma y contenido actuales, para los Miembros que lo hayan ratificado y no ratifiquen el convenio revisor.

Artí culo 28

Las versiones inglesa y francesa del texto de este Convenio son igualmente auténticas.

Cross references


CONVENIOS:C118 Convenio sobre la igualdad de trato (seguridad social), 1962

CONVENIOS:C102 Convenio sobre la seguridad social (norma mí nima), 1952
REVISION:C048 Este Convenio revisa el Convenio sobre la conservació n de losderechos de pensió n de los migrantes, 1935

CONVENIOS:C048 Convenio sobre la conservació n de los derechos de pensió n delos migrantes, 1935


Fuente: Organización Internacional del Trabajo








Te Ayudamos Ayudanos





top auto

<<< ANTERIOR



Todo sobre las instalaciones de gas en el hogar, las instalaciones de agua de electricidad la plomeria, los plomeros los herreros los electricistas y los gasistas, tambien los diferentes tipos de pisos y de techos, mas los electrodomesticos y mucho mas esta en Enreparaciones el sitio de las refacciones del hogar

 
 
 
Inicio | Mapa Sitio | Contacto
Términos y condiciones - Acerca de EnReparaciones.com.ar
Sitios recomendados - Otros links - Para reflexionar

Copyright © 2006 Enreparaciones ® Todos los derechos reservados
Ambientacion